La app Clearview identifica a casi cualquier persona y pone en riesgo nuestra privacidad

Retailers no disponen de herramientas para monetizar sus datos
Comparte este artículo:

Compartir momentos cotidianos en las Redes Sociales es ya algo natural. Desde hacer ejercicio en casa, hasta pasar una tarde en el campo, nos hemos acostumbrado a mostrar públicamente gran parte de nuestra vida privada. Un hecho que puede llegar a ser peligroso, pues pone en el punto de mira nuestros aspectos más íntimos y que podrían ser utilizados en nuestra contra.

En este aspecto, nace Clearview, una app que la compañía ha desarrollado en secreto y que ayuda a recopilar las millones de fotografías existentes en la red para ayudar a identificar a las personas que aparecen en ellas. La app ha comenzado a ser comercializada y utilizada por la Policía estadounidense e incluso por el FBI, mediante la cual pueden conocer numerosos detalles sobre los diferentes usuarios que albergan las Redes Sociales.

Con esta app se puede conocer el nombre de las personas que aparecen en las fotografías de las RRSS, su dirección y otros detalles que por el momento, no han querido compartir.

Ahora bien, ¿cómo funciona Clearview? La app realiza una recopilación masiva de información a través de las Redes Sociales y de la información que los usuarios han hecho pública. De este modo, las fuerzas de seguridad han conseguido más de 3.000 millones de imágenes y vídeos procedentes de estos perfiles online.

Hasta ahora, los cuerpos de seguridad del Estado solo podían acceder a las imágenes que tenían en sus bases de datos, es decir, imágenes e información de personas que ya habían sido arrestadas, lo que límitaba enormemente su radio de actuación. Sin embargo, con esta aplicación podrán tener fotografías e información de todo aquel que use o haya usado las redes socialessin necesidad de pedir consentimiento previo, ya que se trata de imágenes que ya son públicas.

La Policía puede utilizar una red social para investigar, pero el problema está en la autorización de datos para los cuales los agentes no están autorizados, y para estar autorizados necesitan o el consentimiento del titular o la autorización de un juez”, cuenta Serafín Giraldo, Inspector del Cuerpo Nacional de Policía.

Con la nueva aplicación, los cuerpos de seguridad podrán ir más allá de una forma rápida y segura. Con ello, pretenden aumentar la seguridad, no solo en Internet, sino también del día a día.

También podrán acceder a la ubicación en la que nos encontremos e incluso la app podrá redirigirles a enlaces o sitios webs en los que hayamos aparecido. Con Clearview, toda la información personal podría quedar al descubierto.

No obstante, y por precaución, el uso de esta app se reducirá únicamente a los casos en los que sea necesario y por precaución. Con el uso de Clearview, la Policía podrá encontrar a personas más fácilmente, al igual que parar situaciones de acoso o maltrato antes de que sea demasiado tarde.

Por el momento, la app de Clearview se está implantando en los Estados Unidos, es más, el pasado año se calcula que se usó en más de 600 agencias y cuerpos de seguridad, entre ellos el FBI o el departamento de Seguridad Nacional. Sin embargo, no tardará mucho en expandirse al resto del mundo, incluido España, para controlar casos graves en las redes sociales que, actualmente, están siendo de lo más numerosos.

Comparte este artículo:

Dejar respuesta