Google replantea rediseñar su web de búsquedas para diferenciar los resultados de anuncios

Comparte este artículo:

Hace unos días, el gigante de Google rediseñó su página de búsquedas y no obtuvo buenas críticas por ello. Google presentó estos cambios como una buena iniciativa para situar las marcas de las webs al frente y en el centro. Sin embargo, cuando se usa el buscador inglés, estos cambios generan una gran confusión entre los resultados orgánicos y los anuncios.

Es precisamente por ello por lo que desde el buscador han decidido volver a rediseñar la web y probar con varias opciones para diferenciar resultados y anuncios.

Favicons, el gran error del nuevo diseño de Google

Pero, ¿qué es lo que falla en el diseño que ya está implantado? Todo estaba exactamente igual, excepto los Favicons. Google comenzó a mostrar la palabra ‘AD’ en negrita antes de las páginas de anuncios. Esto parecía una buena solución en un principio, pero luego se pudo comprobar que no lo era del todo. ¿Por qué? Pues porque la compañía decidió mostrar favicons también en los resultados orgánicos.

Esto hizo que el ‘AD’ pareciera un favicon más, nada destacado que anunciara que era una publicidad. Claro está que estas modificaciones benefician a los anunciantes, que ven cómo los usuarios hacen más clics en sus enlaces al no saber que se trata de un anuncio.

La vicepresidenta de la agencia de marketing digital Nina Hale, Heather Rist Murphy, confirmó esta teoría ya que el número de usuarios que hicieron clic en sus anuncios aumentó casi en un 20% con respecto a la primera quincena de enero.

“Podemos hablar todo el día sobre la experiencia del usuario y los resultados de búsqueda, pero el ‘elefante en la habitación’ es que Google también es un negocio basado en la publicidad, y tiene muy en cuenta las ganancias cuando decide cómo alterar el panorama de las búsquedas”, comentó.

Las quejas de los usuarios

Pero, a pesar de que estos cambios resultan favorables para los anunciantes, no lo es tanto para los usuarios. La avalancha de críticas y quejas al respecto han conseguido que Google se vuelva a replantear su nuevo diseño. Tanto es así que, a través de su Twitter oficial, la compañía ha anunciado que ofrecerá nuevas ubicaciones para los iconos y que probarán con diseños alternativos en las próximas semanas.

Así que, durante varias semanas, Google pondrá a prueba varios diseños realizando pruebas A/B, es decir, que mientras unos usuarios no verán ningún favicon, otros los podrán ver en diferentes ubicaciones al comparar el rendimiento de dos o más diseños de la página.

Por el momento esto solo afecta al motor de búsquedas en inglés, pero es probable que, si funciona, se llegue a implantar en el resto de buscadores del mundo, independientemente del idioma principal. Pero esto será cuando hayan probado con varias opciones de diseño y hayan dado con el más adecuado para contentar a los usuarios que buscan un buen feedback al usar el buscador de Google. Y no para satisfacer solamente a los anunciantes.

Más Noticias

Dejar respuesta