Social selling, estrategia efectiva para vender a través de redes sociales

Comparte este artículo:

El social selling consiste en utilizar los social media (Twitter, LinkedIn, Facebook, etc.) para relacionarse con los usuarios a través del marketing de contenidos, para crear branding, obtener leads y lograr nuevos clientes.

Con el auge de la revolución digital y el acceso a Internet a través de móviles, tabletas… las redes sociales cada vez tienen más usuarios con distinto perfil socioeconómico, lugar de origen, género y edad. Así pues, las redes sociales han cambiado la forma en la que la gente se comunica y obtiene información, también han modificado la forma de consumir servicios y productos. Lo cierto, es que cada red social es distinta y tienes sus propios recursos y objetivos.

A día de hoy, el estudio de IAB de redes sociales afirma que el 85% de los usuarios en España utiliza las redes sociales lo que hace que sean alrededor de 25 millones de personas que navegan y se nutren y consumen contenido a diario. Así que, de forma simple la venta por redes es un canal más.

¿En qué consiste el social selling?

No se trata de un sistema de venta online, pues es un canal para llegar a la mente de los posibles clientes de forma indirecta, haciendo que ellos nos elijan, es decir, permite vendernos, para tener mayores posibilidades de que nos compren.

Para ello, es necesario implementar de forma coordinada estrategias de branding, comunicación y Home Driven marketing que nos acerquen a los posibles clientes generando contenidos de calidad y relevantes, que  despierten interés permanentemente.

Según datos de Mckensey, los equipos de ventas que llevan a cabo acciones de Social Selling consiguen aumentar su ratio de ventas en un 20-25%.

No es una tarea sencilla, la conversión de usuarios en redes en clientes pero nunca imposible hacerlo. Esencialmente, se tiene que saber elegir que plataforma social usar para cada momento y cada acción, sobretodo las más afines al público objetivo y el tipo de contenidos más acordes.

Instagram, la red social más viral durante el confinamiento, es ideal para vender productos con su toque más visual y en formato stories mientras que LinkedIn, está enfocada más para hacer contactos y B2B.

Social selling o venta a través de redes sociales como estrategia de marketing digital

Utilizar las redes sociales para interactuar o dar ese efecto WOW a los usuarios, permitirá lograr  la conversión en ventas. Esta técnica tiene su complejidad, es todo un mundo lleno de matices y tecnicismos y también sus trucos.

Desde Wonder World Media, agencia responsable de la gestión de redes sociales en emprendedores y Pymes, afirma que esta técnica de marketing digital va mucho más allá del simple hecho de vender. También, es el proceso de crear y desarrollar relaciones afectivas y “conectar” con los clientes potenciales, aportando una experiencia única o diferente para que el seguidor se convierta en cliente y acabe efectuando la compra.

Establecer relaciones, generar confianza, la escucha activa de los contactos e identificar necesidades y intereses, generando emociones a la audiencia amplía las oportunidades de venta en un 69% si se realiza a través de redes sociales, frente al solo 1% de las llamadas directas a cualquier cliente potencial para ofrecerle algo.

Más Noticias

Dejar respuesta