Ford y Alibaba establecen en China una máquina de autoservicio de automóviles

Colaboración Ford Alibaba

Ford, uno de los gigantes del sector del automóvil, ha establecido un acuerdo de colaboración con la compañía asiática Alibaba (a través de su marca Tmall) para situar en Cantón (China) una máquina de autoservicio de automóviles.

Se trata de una enorme máquina expendedora, localizada en un edificio con un sistema de elevación inteligente y un dispositivo de identificación para un máximo de 42 automóviles. Los usuarios solo tienen que reservar a través de una aplicación móvil el modelo de coche que desean probar y pasar a recogerlo. El plazo de prueba son tres días.

Según la compañía asiática, este modelo de negocio esta pensando “para mejorar la experiencia de compra de los consumidores” poniendo a su servicio la dilatada experiencia con la que cada una de las empresas cuenta en su campo. Así lo ha explicado Mark Ovenden, el vicepresidente de Marketing, Ventas y Servicio de Ford en Asia-Pacífico: “Utilizando las ventajas en sus respectivos campos de especialización, Ford y Alibaba trabajarán arduamente para mejorar la experiencia del usuario en preventa y prueba de vehículos para aprovechar las nuevas oportunidades que mejorarán la experiencia de viaje inteligente de los consumidores”

Este proyecto, conocido como “Supercentro de pruebas de conducción” es fruto del acuerdo de colaboración firmado entre las dos compañías en diciembre del pasado año. Sin embargo, su intención no es que finalice aquí, sino seguir explorando oportunidades para la cooperación comercial en las áreas de dispositivos móviles inteligentes, redes de automóviles, marketing digital e inteligencia artificial.

Fotografía: Alibaba