YouTube disminuye un 40% las recomendaciones a vídeos de conspiraciones en 2019

YouTube disminuye un 40% las recomendaciones a vídeos de conspiraciones en 2019
Comparte este artículo:

La plataforma multimedia YouTube ha disminuido un 40% las recomendaciones a vídeos de conspiraciones a partir de abril de 2019, debido a que la firma integró mecanismos automáticos en su algoritmo que gestionaban este aspecto, según indica un estudio realizado por la Universidad de Berkeley (Estados Unidos).

En concreto, el informe ha investigado más de 8 millones de recomendaciones de YouTube durante un período de 15 meses, para comprobar la presencia de vídeos de conspiraciones. Al empezar por estudiar más de mil noticias publicadas por canales de información de Estados Unidos, la investigación descubrió lo que define como “un boom de conspiraciones” en YouTube a finales del año 2018, alcanzando un máximo de entre el 10% y el 6% del total analizado.

Sin embargo, la situación cambia a partir de abril de 2019, cuando el informe el análisis localizó una bajada considerable de las recomendaciones a este tipo de contenidos, llegando al mínimo del 3% del total en el mes de junio y a un 40% en comparación con el ejercicio anterior.

El informe se publicó después de que en enero de 2019 YouTube comunicó que tomaría medidas para mejorar su algoritmo de recomendaciones, con el objetivo de disminuir los vídeos con contenido límite, es decir, aquellos que podrían violar sus normas de la comunidad pero sin llegar a hacerlo, entre lo que se incluyen los vídeos de conspiraciones.

Cabe destacar que, el estudio también ha detallado que la plataforma multimedia ha reducido el tiempo de reproducción entre un 50% y un 70% durante el segundo semestre de 2019. Entre los vídeos de conspiraciones se han encontrado contenidos que promueven teorías alternativas a la ciencia y a la historia reales, profecías y cultos o conspiraciones políticas como sobre el asesinato de John Fitzgerald Kennedy.

Un detalle interesante de la investigación es que, se ha denominado como un filtro de burbuja o cámara de resonancia a aquellas situaciones en las que el usuario ve un vídeo de conspiraciones y se mantienen las recomendaciones al respecto.

Los investigadores mantiene haber descubierto una “correlación positiva” que se traduce en una probabilidad un 32% mayor de recibir estas recomendaciones tras ver un vídeo extremista. Estos datos, de enero de este año, llegaron a ser del 70 por ciento a finales de 2018.

A parte de mejorar el contenido de su plataforma, Youtube ha conseguido una nueva manera de incentivar el apoyo económico que buscan los millones de youtubers que comparten la plataforma alrededor del mundo y, que no están muy conformes con los ingresos percibidos gracias a los mecanismos tradicionales de publicidad, que se puede ver en la plataforma.

Más Noticias

Dejar respuesta