Inteligencia artificial española aplicada a la moda con Wide Eyes Technologies

Comparte este artículo:

La startup española Wide Eyes Technologies, es la creadora del primer buscador visual. La compañía con base en Barcelona, ha conseguido aplicar la inteligencia artificial al sector de la moda a través de una herramienta que reconoce todos los artículos de una fotografía y es capaz de encontrar otros similares dentro del catálogo de una marca. Esto permite aumentar las ventas dentro del comercio electrónico.

Una herramienta innovadora que permite a las empresas ofrecer una “búsqueda visual” muy eficaz, que ya utilizan otras marcas como Privalia, Simons en Canadá o la marca rusa LaModa, además de otras compañías en España, Francia, Italia, Alemania, Turquía, Rusia y Canadá.

Sin embargo, este no es el único uso de la herramienta. Otra de las funciones que ofrece es la de elaborar un sistema de recomendación de ropa, en el que a partir de una foto de un producto, pueden llegar ofrecer al usuario otros productos que combinan estéticamente con el elegido.

Basada en la Inteligencia Artificial, la innovación que está detrás de estos resultados está enfocada en las llamadas “redes neuronales” y el “deep learning”, tecnologías que reproducen la forma de aprender de un ser humano.

Para poder desarrollar la herramienta, se han tenido que procesar millones de fotografías de productos para así permitir que pueda distinguirse no solo los tipos de prenda, sino también hasta 150 colores, patrones, tipos de largo en el mismo tipo de ropa, si la prenda es ancha o estrecha, los tipos de mangas, cuellos y un largo surtido de estilos que las marcas integran en sus plataformas de venta por Internet.

Los fundadores de Wide Eyes Technologies

Luis Manent es uno de los fundadores principales de Wide Eyes Technologies. Afirma que no le gusta ir de compras, incluso lo califica como “drama” cuando piensa en ello. Cuenta a EFE que la idea de negocio surgió cuando su mujer veía algo que le gustaba, le hacia una foto y le pedía ayuda para buscarlo por Internet. Para Manent, una de las claves del éxito de su tecnología es que “soluciona un problema real” de muchas personas, afirma.

La idea comenzó a desarrollarse allá por el año 2013, lo que los llevó a terminar generando una tecnología “muy avanzada” cuyo modelo de negocio funciona con una suscripción con la marca textil que quiera incorporarla. De este modo la herramienta se integra en su base de datos de productos mediante una API, y a partir de ahí, puede incluirla en su web para que la utilice el usuario.

Ahora la startup emergente está decidida a pensar en grande, y tiene como uno de sus próximos objetivos el mercado estadounidense, para el que ya están buscando financiación que le permita presentarse en el país americano con garantías.

Hasta el momento, los resultados de la compañía han sido muy positivos; tanto, que el cofundador de la misma asegura que, en los dos últimos años han doblado la facturación, aunque no ha especificado el importe de ventas que han logrado.

Más Noticias

Dejar respuesta